Redacción Newssanmiguel@gmail.com       SAN MIGUEL DE ALLENDE. – A través de un servicio de pedidos a domicilio, la industria restaurantera de San Miguel de Allende busca levantarse. Y es con un Call Center (es decir, servicio de llamadas) ofrecen menús y hacen pedidos para llevarlos a domicilio y comas todo lo que ofrecen los restaurantes que decidieron quedarse a trabajar en el horario permitido por las autoridades (que es hasta las 9:00 de la noche). Entre lo que ofrecen a los comensales que ahora están en casa y en Cuarentena, hay:
  • Un sandwich de lomo de La Garufa por el que pagarás $250 pesos      
  • Un burrito (una tortilla de harina con pescado y frijoles) que en el  Pescau te venderán por $160 pesos
  • Un burrito de bistec de Los Burritos San Miguel por $55 pesillos
  • Un plato de enchiladas en el Bugambilia por el que pagarás $160 pesos
  • 2 quesadillas  de Los Milagros por $175 pesos
  • Un plato de espagueti de la Bella Italia por $250 pesos
  • Un panini de $145 pesos del Café Monet
  • Hamburguesas que van desde los $185 a los $205 pesos de La Chopería
  • Tortas de $80 a 120 pesos de iTortas
  • Ensalada con pollo de Momma que te cuesta $180 pesos
  • Una papa asada de Tentenpie por la que pagarías  $100 pesos
  • Un par de huevos de Rincón de Don Tomás por $100 pesos
  • Y otras más…
Sergio Spinolo,  presidente de la Cámara Nacional de la Industria de Restaurantes y Alimentos Condimentados (CANIRAC), dijo que se formó esta iniciativa para quienes desean permanecer abiertos, que por lo pronto hay un grupo de aproximadamente 31 a 40 integrantes a quienes les llamas al teléfono y te llevan lo que pidas. La idea es mantener la «Sana distancia» y no salgas de casa, mientras ellos trabajan desde que inicia su jornada hasta las 9:00 de la noche, ni un minuto más. Dijo que están siguiendo todos los lineamientos de esta pandemia, de los que ya cerraron, gran parte de ellos fue en concenso con sus compañeros de trabajo, con sus colaboradores, indica que hasta el momento no ha habido despidos masivos en el gremio. «Sabemos que va a pasar y sabemos que es más caro después contratar y conseguir a las personas que han funcionado bien en cada uno de los establecimientos. Esto es muy fuerte pero muy atentos, cumpliendo, en espera de poder detonar otra vez, ¿Cuánto tiempo? no lo sabemos», dijo. Indicó que tristemente muchos de los emprendedores no van a poder resistir el costo de esta pandemia. «El de cerrar de por sí ya es caro para nosotros. Nuestros compañeros meseros, en un porcentaje mayor de lo que perciben es en propinas, entonces sí, yo creo que muchos se van a quedar en el camino.  Apoyaremos a cualquiera que así lo requiera», expuso el representante de restaurantes de San Miguel. Si quieres pedir a los restauranteros mércales al 415 121 2563.    
Written by news sanmiguel